Los grupos piqueteros reclaman más planes y amenazan con una semana de cortes de ruta en todo el país

También exigen refuerzos en la asistencia alimentaria a comedores y merenderos. El Gobierno insiste en la negativa a la apertura de nuevas asignaciones. Expectativas por el anuncio de Massa.

Los piqueteros acamparon durante tres días frente al Ministerio de Desarrollo Social (Crédito: Luciano Gonzales)Los piqueteros acamparon durante tres días frente al Ministerio de Desarrollo Social (Crédito: Luciano Gonzales)

Luego del acampe de la semana pasada, durante tres días frente al Ministerio de Desarrollo Social de la Nación, los grupo piqueteros analizarán mañana los pasos a seguir. La relación entre los movimientos sociales y el ministro del área, Juan Zabaleta, atraviesa un momento de tensión. Los piqueteros insisten que el ministro “no cumplió con la asistencia prometida”.

El miércoles, el INDEC informó que la indigencia subió del 8,2% al 8,8%. El auge de la conflictividad social en las últimas semanas es un síntoma de ese contexto económico.

“Siempre que el reclamo social es sostenido, es que algo está pasando. El problema principal ahora es que la plata no alcanza y esa es la base del reclamo social”, analizó Daniel Arroyo, diputado nacional del Frente de Todos, y predecesor de Zabaleta en Desarrollo Social.

Arroyo fue el ministro que implementó la Tarjeta Alimentar y el Potenciar Trabajo. Ambos programas siguen siendo las principales políticas de asistencia a sectores vulnerables que el Ministerio ejecuta.

“El núcleo es el precio de los alimentos. Hay que estabilizar el costo de la canasta básica de alimentos”, insistió Arroyo y precisó: “Hay dos caminos, estabilizar el precio de los alimentos y mejorar el ingreso de los argentinos”.

Las declaraciones de Arroyo están en sintonía con la postura de Cristina Fernández de Kirchner. El miércoles, al conocerse las cifras del INDEC, la vicepresidenta emitió un hilo de tuits pidiendo una mayor intervención en los precios y “reforzar la seguridad alimentaria en materia de indigencia’’.

El Gobierno se encuentra en la dicotomía de articular las políticas para contener a la inflación y, al mismo tiempo, cumplir las metas acordadas con el FMI para reestructurar la deuda externa. En el medio, los movimientos sociales y organizaciones piqueteras presionan para exigir más asignaciones y medidas paliativas para los sectores que representan. “La situación social es realmente crítica y hay gente que la pasa muy mal”, admitió Arroyo.

Silvia Saravia, referente de Libres del Sur, una de las agrupaciones que integra Unidad Piquetera, cuestionó en diálogo con este medio al titular de Desarrollo Social. “Zabaleta se había comprometido en julio a hacer un refuerzo de la asistencia alimentaria a merenderos y comedores, y después nos bicicletearon y nos dijeron que había reordenamiento de partidas”, aguijoneó la dirigente.

Por su parte, Eduardo Belliboni, del Polo Obrero, sostuvo que “hay compañeros y compañeras que están por debajo de la línea de pobreza y su situación se agrava por el proceso inflacionario que no se detiene”.

Acampe frente al Ministerio de Desarrollo Social (Crédito: Luciano Gonzales)Acampe frente al Ministerio de Desarrollo Social (Crédito: Luciano Gonzales)

Expectativa por el anuncio de Massa

Desde el Gobierno anticiparon que la semana que viene anunciarán detalles de una medida destinada a los “sectores más vulnerables de argentina”. El anticipo lo hizo el ministro de Economía, Sergio Massa, el viernes.

Parte de lo recaudado con el dólar soja nos sirve para proteger a grupos vulnerables. La semana que viene vamos a estar dando detalles de esas medidas”, vaticinó el exintendente de Tigre.

Consultado por este medio, un dirigente del Frente Renovador, con diálogo permanente con Massa, deslizó que de ese dinero se espera que surja un “bono refuerzo” para los sectores poblacionales de mayor vulnerabilidad socioeconómica.

“La gente necesita algún nivel de complemento, porque con la changa no alcanza y la cosa empeora”, exigió la coordinadora nacional de Libres del Sur y apuntó contra el Movimiento Evita, que lidera Emilio Pérsico, secretario de Economía Social del Ministerio de Zabaleta. “Eligen financiar a sus propias organizaciones y no a nosotros. Nos quedamos con todo firmado, nos hacen supervisiones, y los recursos no llegan”, reclamó Saravia.

Los piqueteros preparan cortes de ruta en todo el país

Tras levantar el acampe el jueves pasado, la conducción de Unidad Piquetera aseguró que habían decidido “profundizar el plan de lucha” y que eso lo iban a llevar a cabo con cortes de ruta en todo el país y en los accesos a la Ciudad.

Según le confirmó a Infobae un dirigente nacional de las agrupaciones piqueteras, mañana habrá una reunión con los referentes de las 32 organizaciones nucleadas para definir los pasos a seguir.

El dirigente del Polo Obrero Eduardo Belliboni durante la protestaEl dirigente del Polo Obrero Eduardo Belliboni durante la protesta

“El objetivo es que Desarrollo Social cumpla con los objetivos. Zabaleta no cumplió. No somos inflexibles, si algo cambia para bien, no hacemos nada. Ojalá se resuelva”, le dijo Saravia.

En ese sentido, Belliboni puntualizó el jueves que a partir de la semana que viene la idea es realizar cortes de tránsito en los puentes Saavedra, La Noria, Pueyrredón, La Boca y Nicolás Avellaneda, y en las autopistas Panamericana, Del Oeste, Richieri, Buenos Aires-La Plata y General Paz, a la altura de Rivadavia.

Además, harán piquetes en varios puntos del interior del país, como en las rutas 40, en Neuquén, Jujuy y Salta; 2, en la entrada a Mar del Plata; 3, en San Nicolas, Bahía Blanca, Caleta Olivia y Comodoro Rivadavia; 22, en Río Negro; 9, en Córdoba; 14, en Entre Ríos, Corrientes y Misiones; 11, en Santa Fe, Chaco y Formosa; 12, en Misiones; 16, en Chaco; 7, en Mendoza, en el acceso a Usuahia y en los puentes Chaco-Corrientes y Cipolleti-Neuquen.

La postura del Gobierno

En ese contexto, el ministro Zabaleta sostiene la línea de “no aceptar más apertura de nuevos planes”. Es una decisión que el funcionario comunicó a principios de este año y que conserva. El intendente de Hurlingham cuenta con la anuencia de la Casa Rosada para mantener esa determinación.

Si bien el diálogo se tensó en los últimos días, uno de los referentes de Unidad Piquetera explicó: “Juanchi es agradable para charlar y nos recibió más que cualquier otro ministro, pero el problema son las respuestas concretas. Ellos se excusan y nos tienen así hace meses”.

Las organizaciones piqueteras insisten en la reapertura de nuevos planes sociales, para sumar más beneficiarios, y exigen mejorar la periodicidad y la cantidad en la entrega de alimentos.

Desde la cartera conducida por Zabaleta aseguran que “sólo hubo diálogos informales antes de que los piqueteros levanten la medida de fuerza” y aseguraron que “no hay ninguna reunión organizada hasta ahora”.

La conducción piquetera seguirá con atención los anuncios que haga Massa la semana que viene. Entienden que este es el momento para “presionar” y consideran que la movilización de la semana pasada “fue escuchada” por el Gobierno. En caso contrario, aseguran que se vienen días de cortes y caos en el centro porteño y el resto del país. Fuente: Infobae

About Post Author