El uso compasivo de plasma reduce los casos graves hasta un 60%

El 10 de junio del año pasado Misiones empezó a colectar plasma de paciente recuperado de coronavirus en su Banco de Sangre. Y el caso positivo número 39, en julio, fue el primer paciente de la provincia en recibir plasma de convalecientes como tratamiento contra el Covid-19. Se trató de un hombre de 59 años de Puerto Esperanza internado en el Hospital Samic Marta Schwarz de Iguazú.

Si bien el pronóstico era malo, porque además padecía otras patologías, a las 24 horas de recibir el primer sachet de plasma el paciente presentó las primeras mejorías.

Más cerca en el tiempo, este fin de semana el plasma se utilizó con un grupo de adultos mayores de una residencia de Eldorado, donde se detectaron 19 contagios.

 Bajo supervisión

En Misiones el plasma de convaleciente se usa siempre bajo criterio médico, es decir, es un profesional de la salud el que determina cuándo corresponde utilizar esta terapia y supervisa los resultados que se obtienen con su aplicación.

Si bien no aclararon cuántos ya recibieron el tratamiento, desde Salud Pública de la provincia destacan que este componente de la sangre transfundido a pacientes que están cursando la infección en forma leve -si tiene buena cantidad de anticuerpos y se administra en forma temprana- puede evitar que el cuadro se agrave y disminuye las internaciones en unidades de terapia intensiva en hasta un 60 por ciento de los casos que se presentan.

Fuente: El Territorio

About Post Author