Así, Palmeiras llega con una gran diferencia de cara al desquite que se jugará el martes 12 de enero en el Allianz Parque de Sao Paulo, y se clasificará a la próxima etapa incluso con una caída por 2-0.

El ganador de esta serie se enfrentará en la finalísima del 30 de enero en el Maracaná con el vencedor de la otra semifinal, que el argentino Boca Juniors y el Santos brasileño animarán desde mañana miércoles. (AFP)

River Plate de la mano de Marcelo Gallardo lleva 15 partidos invictos: 12 victorias y tres empates. De esta manera buscará este martes hacer valer su condición de local y sacar ventaja para el partido de vuelta en Brasil.

Por su parte, Palmeiras viene de tres partidos invictos: dos victorias y un empate. El último juego ganó 2-0 a América MG por la semifinal de la Copa de Brasil.