Coronavirus en Argentina: la estadounidense Pfizer solicitó a ANMAT el pedido para autorizar la vacuna en el país

El laboratorio estadounidense Pfizer presentó en la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) el pedido de autorización de su vacuna contra el coronavirus.

Así lo confirmó este miércoles el ministro de Salud de la Nación, Ginés González García. “Le doy una primicia. Hoy se presentó en la ANMAT el pedido de Pfizer para autorizar la vacuna en la Argentina. Obviamente eso exige la presentación de la documentación con los estudios que se han hecho, pero claramente es una buena noticia”, indicó en diálogo con Nelson Castro en radio Rivadavia.

La alusión de González García refiere a la noticia conocida este miércoles: el Reino Unido aprobó el antídoto y a partir de la semana que viene comenzará una campaña de vacunación en Inglaterra y Escocia.

El viernes, durante la conferencia donde anunció la extensión del Distanciamiento Social Preventivo y Obligatorio (DISPO) hasta el 20 de diciembre, Alberto Fernández declaró que esperaba que la vacuna llegara a la Argentina en marzo.

El Presidente expresó entonces la intención del Gobierno de inmunizar “a 10 millones de argentinos con la vacuna Sputnik en enero”, y añadió que la idea era “tener la vacuna de AstraZeneca-Oxford y la de Pfizer para marzo”.

Este miércoles, González García celebró el adelantamiento de los planes. “Si la autorizaron el Reino Unido es porque ya está todo. En realidad lo que se está haciendo es una gestión más rápida por la situación pandémica, pero es una buena noticia”, subrayó el titular de la cartera sanitaria.

Autorizada en el Reino Unido

Pfizer y BioNTech anunciaron que recibieron la aprobación del Reino Unido para el uso de emergencia de la vacuna que desarrollaron contra el COVID-19. El ministro de Sanidad británico Matt Hancock explicó que el antídoto estará disponible a partir de la próxima semana, y la aplicación empezaría a partir del 7 de diciembre.

Aunque Reino Unido le encargó al laboratorio estadounidense suficientes vacunas para inmunizar a 20 millones de personas, no se sabe cuántas llegarán a ese país antes de fin de año. Las dosis son escasas y los primeros envíos se racionarán hasta que se fabriquen más en los primeros meses del año que viene.

Uno de los desafíos para su distribución es que deben almacenarse a temperaturas muy bajas, sumado a que debe ser suministrada en dos dosis con tres semanas de diferencia.

La vacuna que desarrollan el laboratorio estadounidense y su socio alemán BioNTech se probó en decenas de miles de personas. Aunque el estudio no está completo los primeros resultados sugieren que tiene una efectividad del 95% en la prevención de casos leves y graves de COVID-19. Fuente: TN.