Filman a un ocelote o gato onza en Salto Encantado.

Aunque de mucho menor tamaño (hasta 14 kg.), el diseño del pelaje del Ocelote o Gato Onza (Leopardus pardalis) recuerda al de un yaguareté, por lo que los guaranìes lo llamaban “yaguareté-ì”, yaguarté chico.

Este fue captado por nuestras cámaras en el Parque Provincial Salto Encantado, Misiones.

El ocelote o gato onza (del náhuatl océlotl) (Leopardus pardalis) es una especie de mamífero carnívoro de la familia Felidae.​ Se encuentra ampliamente distribuido en América principalmente en ambientes tropicales, donde se diferencia en numerosas subespecies. Puede confundirse con el margay o tigrillo (Leopardus weidii).

Posee grandes orejas y gran sentido auditivo, con unos ojos grandes y expresivos. Las extremidades anteriores tienen cinco dedos y las posteriores, cuatro; las zarpas están provistas de almohadillas, que permiten al animal caminar sin hacer ruido, y con uñas largas, afiladas y completamente retráctiles. Esto último le resulta muy útil cuando no es necesario utilizarlas, como, por ejemplo, al correr, para evitar, de este modo, su deterioro. Tiene pelaje corto.

Sus ojos están muy bien adaptados a los cambios de luminosidad: las pupilas se contraen hasta formar una fina y negra línea vertical durante los días de mucha luz, pero se abren y se redondean en situaciones de oscuridad.