CIUDAD DEL ESTE. Obras del segundo puente en el lado paraguayo no comienzan.

Mientras en el lado brasilero ya están preparando el terreno para la instalación de las torres para el Puente de la Integración, en la margen derecha ubicada en la Localidad de Pte. Franco, Paraguay, no se ha avanzado en nada, debido a cuestiones burocráticas pendientes en las altas esferas gubernamentales. El paso de maquinarias y materiales de construcción debe contar con el acuerdo vía cancillería, que ya los responsables del consorcio que tiene a su cargo la obra, lo han impulsado.

En el lado brasilero las obras del segundo puente comenzaron hace dos meses y hay un avance sin pausas, no así del lado paraguayo.

El pasado 9 de setiembre, en Itamaraty el canciller Antonio Rivas Palacios y su par brasileño Ernesto Araujo, donde, de acuerdo a publicaciones de medios nacionales, aprobaron el inicio de dos nuevos puentes fronterizos, uno más avanzado, entre Presidente Franco y Foz de Iguazú, y el otro entre Carmelo Peralta y Puerto Murtinho.

Sin embargo, en Presidente Franco, no ha iniciado absolutamente nada y en Puerto Meira (Brasil), los trabajos comenzaron el 6 de agosto pasado. Nelson Fleitas, administrador de Aduanas de Ciudad del Este, dijo que se trató el tema el mes pasado en una reunión conjunta que tuvieron en Itaipú Binacional y que están aguardando la convocatoria para definir las acciones en el caso.

Los responsables del consorcio Construbase – Cidade – Paulitec, no quieren pagar impuestos por ingresar los materiales de construcción a nuestro país, porque consideran que ya tributaron cuando lo compraron en el Brasil. Inclusive, hablaron de la posibilidad de comprarlo del mercado paraguayo, si fuere necesario.

Ese aspecto es lo que debe exceptuarse por decreto y compete a la cancillería de ambos países resolver al respecto y comunicar a las instituciones afectadas. Se habló que a mediados de setiembre debió empezar la obra en el lado paraguayo, pero tampoco hubo avances.

UN REGIMEN ESPECIAL

El administrador de Aduanas de Ciudad del Este, explicó que las maquinarias para las obras en el lado paraguayo, pueden ingresar por el régimen de admisión temporal que está previsto para este tipo de casos, garantizando que los equipos queden en el país.

“Eso está habilitado y puede ser solicitado por la empresa que va a entrar a operar. Tanto las maquinarias como los materiales de construcción pueden ingresar mediante ese régimen, mediante el documento que lo avale. Nosotros estamos aguardando la convocatoria y hacer lo que nos corresponde como institución”, explicó.

Mientras este panorama se tiene en el lado paraguayo, quincenalmente, los encargados de la construcción acompañan el avance de las tareas mediante fotografías aéreas captadas con drones, en el lado brasileño. Con coordenadas precisas, los técnicos capturan las imágenes en la misma posición de modo a conocer el progreso de las obras.

La semana pasada, el consorcio responsable de los trabajos inició la construcción de diques de protección en la margen brasileña del río Paraná. Esto permitirá la ejecución de las fundaciones para la instalación de las torres que sostendrán la pasarela principal de la obra. Fuente: La clave.