El presidente Mauricio Macri les pidió disculpas a los argentinos a través de un mensaje grabado que fue difundido este miércoles. En tono autocrítico, aseguró: “Quiero pedirles disculpas por lo que dije el lunes; sepan que los entendí”.

De esa manera se refirió a la conferencia de prensa en la que dijo que los mercados habían reaccionado con fuertes bajas porque en el mundo le tienen miedo al kirchnerismo y mostró cierta desazón con los votantes de Alberto Fernández.

Antes de anunciar un paquete de medidas económicas, aclaró: “El lunes estaba muy afectado por el resultado del domingo, sin dormir, triste por las consecuencias, pero prioricé en atender a la prensa”.

“Quiero que sepan que los entendí, respeto profundamente a los argentinos que votaron otras alternativas. A los que votaron por nosotros en 2015 y ahora votaron en contra de nosotros”, continuó
“Ya no saben donde más recortar, de que más privarse”
“Yo pensé en 2015 que iba  a ser más fácil, pero el punto de partida fue como estar en el décimo subsuelo”

“Haciendo una autocrítica, soy consciente que el día a día terminó siendo una exigencia agotadora para muchos”

“Hace tres años y medio me eligieron para cambiar nuestro país en serio. Si bien logramos muchas cosas juntos, ese proceso nunca estuvo exento de errores. Mi vocación de construir es siempre sana y verdadera”.

“Tres años y medio es mucho tiempo y también es poco para reparar lo dañado que estaba el país y construir la Argentina que todos merecemos. Estoy convencido que más que nunca juntos lo vamos a lograr”

las medidas que tomé son porque los escuché, escuché lo que me quisieron decir el domingo. son medidas que van a traer alivio a 17 millones de trabajadores y sus familias. y a las pymes.

Estas son las ocho medidas que anunció Mauricio Macri luego de la devaluación de casi 20% y tras la derrota electoral en las PASO.
  • $ 2.000 en su bolsillo en septiembre y octubre para trabajadores en relación de dependencia por la devolución del impuesto “Aportes personales”.
  • Devolución de $ 2.000 del Impuesto a las Ganancias por mes hasta fin de año.
  • Los monotributistas no pagarán impuestos el mes que viene, lo que equivale en promedio a $ 1.000 por persona o hasta $ 4.000 en las categorías más altas.
  • Trabajadores informales y desocupados recibirán dos pagos extras de AUH de $ 1.000 cada uno.
  • Trabajadores de la administración pública y las fuerzas armadas recibirán un bono a fin de mes de $ 5.000.
  • Vamos a volver aumentar el salario mínimo y hoy mismo convocan al Consejo del Salario para definir el aumento.
  • Aumento del 40% de la beca del Progresar para los estudiantes. Ahora pasará a ser de $ 2.520. Para el alumno de último año de una “carrera estratégica”, la beca sube a $ 6.440 mensuales.
  • A las pymes se les dará planes a 10 años para pagar las deudas con la AFIP y se ampliará de 6 a 10 la cantidad de planes permanentes que pueden tener abiertos al mismo tiempo.
  • Congelamiento de los precios de las naftas y todos los combustibles por 90 días.

 

 

Bancos extranjeros auguran mas pesimismo para Argentina

Bank of America, Morgan Stanley y Citigroup Inc. se han tornado más bajistas sobre el país sudamericano después de que el presidente favorable al mercado, Mauricio Macri, fuera contundentemente derrotado en las primarias presidenciales del domingo. El peso y los bonos se han desplomado, y los inversores están asimilando en los precios una probabilidad de 81% de un incumplimiento soberano en los próximos cinco años.

Las estimaciones para las ganancias en dólares caen más en un año

Aunque se esperaba que Macri siguiera de cerca a su rival, Alberto Fernández, en las primarias, mientras los argentinos luchan contra una inflación de 50% y un desempleo de dos dígitos, la brecha fue mucho más amplia de lo previsto, al punto que ahora puede ser inexpugnable antes de las elecciones del 27 de octubre.

“No intentaríamos atrapar un cuchillo que cae”, escribió Fernán González, analista de Citigroup, en una nota a los clientes. “Parece que está surgiendo un círculo vicioso y podría haber más desventajas por un peso aun más débil”.

Citigroup salió de su posición larga de Lecap 2020 durante la venta masiva del lunes, bajo el argumento de que la derrota de Macri en las primarias fue incluso peor para el mercado que perder las elecciones, ya que garantiza un período de transición difícil y prolongado.

Bajo presión

“Esta corrección es estructural, en nuestra opinión, y esperamos que los activos sigan bajo presión”, escribieron analistas liderados por Dirk Willer en otra nota de Citigroup.

Lo mejor que los inversores pueden esperar ahora es que Fernández brinde cierta claridad sobre las políticas para asegurar la estabilidad financiera, dijo a sus clientes Diego Pereira, de JPMorgan Chase & Co.

Bank of America cambió el martes su pronóstico para el peso de 51,4 a 70,5 por dólar para fines de año, y de 70 a 106,6 para fines de 2020.

Morgan Stanley espera otro descenso de 20% en términos nominales a 70 por dólar en los próximos meses, a medida que los operadores salgan de sus posiciones y las expectativas de inflación se deterioren.

El peso probablemente esté entrando en “un círculo vicioso, ya que un tipo de cambio más débil aumenta materialmente el riesgo de solvencia, retroalimentando las primas por un mayor riesgo en la moneda”, dijeron analistas de Morgan Stanley.

El alcista

Todavía hay algunos alcistas por ahí.

“Los mercados han reaccionado de forma exagerada al peligro de incumplimiento”, escribieron en una nota a sus clientes el estratega de equidad global Sean Darby y otros, de Jefferies LLC.

Dado que las tasas de interés reales ya son altas y las relaciones con el Fondo Monetario Internacional han mejorado, los analistas dijeron que no se disponen a recortar su recomendación alcista para las acciones.

“Si bien el resultado de las elecciones primarias ciertamente ha asustado a los inversores, de ninguna manera es seguro que el peor de los casos de un retorno a las políticas peronistas de Kirchner y Fernández, junto con un cambio en las reformas, esté cerca”, escribieron.

Sin embargo, el daño ya puede estar hecho, y los analistas advierten que los argentinos sentirán la caída del peso en los próximos meses. En agosto de 2018, la caída del peso se transfirió rápidamente a los precios al consumidor, lo que llevó a una inflación mensual de 6,5% en septiembre y 5,4% en octubre.

“La probabilidad de continuidad de la política ahora parece estar muy por debajo de las probabilidades de discontinuidad de la política, lo que se espera genere una presión creciente en los mercados financieros”, dice Pereira de JPMorgan.

Noticia en desarrollo. Fuente: Infobae.